Qué tipos de eventos de Team Building puedo encontrar

El mundo de los eventos de team building o fomento del trabajo en equipo nos ofrece un cada vez más amplio catálogo de actividades y jornadas formativas para empresas. Tan grande y variado que llega incluso a la saturación cuando estamos buscando un evento adecuado a nuestros objetivos, haciendo más complicada la selección de la actividad para empresas por sobreexposición, y alejándonos del objetivo primordial de tener un evento único y, sobre todo, personalizado.

Para ayudar en la búsqueda del evento que se corresponde con lo que buscas, hacemos un brevísimo análisis de los tipos de eventos encuadrados estos en lo que para nosotros es una diferenciación válida, aunque dando por sentado que esto no es una clasificación cerrada ni mucho menos.

Gymkhanas y retos: Algunos de estos son los más habituales a la hora de organizar este tipo de convivencias empresariales. Gymkhanas al aire libre en las que debemos ir pasando por equipos diferentes pruebas más o menos deportivas, o paintball en cualquiera de sus expresiones, forman parte de lo primero que se viene a nuestras cabezas a la hora de hablar de team building. Sin olvidarnos de que se trata de actividades que cumplen con creces los objetivos ideados para estos eventos, podemos pretender ir más allá y encontrar otros retos como los concursos, donde la competición no será tan física y pasará más a grados de habilidad o conocimientos, y que pueden ser personalizados casi por entero.

Construye en equipo: Se encuadran también en el “a, b, c” de los eventos de empresa. El objetivo de los grupos será la construcción de algo por medio de la colaboración mutua, la cooperación y el trabajo en equipo. En muchos casos también se hacen a modo de competición entre equipos y en otros, rizando más el rizo, se concluye con la unión de todas las creaciones para darle un significado de unidad mayor. 

Creatividad y distensión: Nos encontramos ante un mundo de eventos en que la participación e implicación personal de cada uno de los compañeros de trabajo será vital. Se trata de eventos únicos que pueden ir desde realización de sketch televisivos hasta la elaboración de un videoclip, pasando por la resolución de un misterio, la realización de obras de teatro o eventos basados en la música y el baile. Los objetivos finales que perseguimos con la realización de este tipo de actividades para empresas va más encaminado hacia la pérdida de vergüenza, la desinhibición, la autoconfianza y el apoyo mutuo.

Raids urbanos y de aventura: Las carreras de orientación o raids son uno de los grandes desconocidos a la hora de preparar una jornada de team building para empresas. Por medio de diferentes postas y pruebas, los distintos equipos irán moviéndose por la ciudad o la zona determinada participando así de lleno en una carrera de orientación. La competitividad entra en juego, con la carga de adrenalina y pasión que ello implica. Como cualquiera de las actividades, puede ser modificada a los gustos de la empresa cliente, pudiendo ir desde concursos fotográficos hasta carreras multiaventura.

Eventos multiaventura y solidarios: Las actividades de multiaventura llegaron hace 20 años a España y hoy día constituyen una parte activa dentro del sector del turismo, pero también del team building. Así pues, la realización de estas actividades para empresas fomenta enormemente la superación personal y colectiva, la participación y la implicación, así como el trabajo en equipo y la diversión en grupo. La enorme variedad de actividades que se nos ofrecen nos hace tener casi siempre alguna posibilidad de acierto para con nuestros trabajadores. Del mismo modo, la realización de acciones solidarias dentro de estas jornadas formativas va un paso más allá, y si bien no cuenta con la dosis de adrenalina y acción, toca más la sensibilidad y la concienciación colectiva.

Eventos low cost o Microeventos: Estamos ante una novedosa forma de ver las actividades para empresas. Tratamos de que los descansos y tiempos muertos durante las convenciones cobren un carácter formativo, integrador, dinámico y lúdico, sin salirnos del guión de las reuniones. Con eventos de aproximadamente media hora de duración y sin movernos del sitio, hacemos al trabajador olvidar la rutina y sentirse partícipe de un todo, ya sea una orquesta musical, una obra de teatro o un coro de góspel, entre otros. De esta forma, los descansos se convierten en verdadera desconexión mental y así, la vuelta a la rutina se lleva a cabo con la mejor de las predisposiciones. 

Author:Natuaventura Team Factory
Fecha:30 de Octubre de 2015


Volver al Blog

Algunos de nuestros Clientes